Diezminutos.es
TV
Buscador
Buscador

Charlamos con el triunfito antes de la gira de conciertos con sus compañeros

Agoney se sincera: su paso por 'OT', Eurovisión, el disco…

A caballo entre Tenerife y Madrid, Agoney ('OT') ya trabaja en su primer proyecto en solitario, que le gustaría que fuese movidito e invitase a bailar.

Roberto Cabezas / Fotos: Goyo Conde
Imprimir

Agoney

Sensible, reflexivo, atento con sus fans y con una calidad vocal impecable. Así es Agoney, el triunfito canario, con quien hemos charlado durante un acto organizado por la marca de coches Citroën en Madrid, dentro del movimiento Inspired by you.

Pasados los meses, ¿satisfecho con tu paso por OT?
Sí, fue muy intenso y viví lo mejor y lo peor de mi voz y mi talento. Cuando perdí la voz fue un momento muy duro, pero aprendí muchísimo. Y ahora, lo bueno está por llegar.

¿Se cumplieron tus expectativas?
Con creces sí. Los días daban para mucho, desde muy temprano trabajando. Los jueves estaba ya muy cansado, pero aprendí a aprovechar el tiempo, rentabilizarlo mejor.

¿Por qué se te fue la voz?
Con perspectiva, creo que a nivel psicológico el concurso me pasó factura, al pensar mucho en mi gente de fuera. Como Miriam, nos bloqueamos y nuestra voz se resiente. Estábamos muy protegidos, desde luego, pero el no saber, el no estar informado, que te corten esa conexión, pues afecta. Echaba de menos hasta hablar con un amigo. Hasta mi perrita, que come peor cuando yo no estoy…

agoney-ot

¿Echabas de menos tus rutinas?
Un poco, desconectar tan de repente me afectó, pero luego la visita de Navidad me ayudó muchísimo.

¿Fue un shock cuando salisteis a la calle?
Total. Y eso que por mis circunstancias familiares –su madre murió en abril– no he disfrutado del fenómeno tanto como mis compañeros. Pero feliz de vivir este momento y ver cómo me quiere la gente. No doy crédito aún. Las primeras firmas de discos ya fueron un shock brutal, parecía un sueño. Y la primera noche no podía para de llorar por lo que había vivido con los fans, tanto cariño...

¿Cómo es la relación con tus fans?
Genial, son muy respetuosos, amables, me cuidan mucho… Cada vez que llego a Madrid, me esperan en Atocha, se ordenan para que los salude, se preocupan por mi estado de ánimo... Los fans de ahora son muy maduros y gracias a las redes sociales conocen tu día a día y entienden mi agotamiento. Saben hasta cuando no puedo dormir. Antes, había un desconocimiento sobre la vida de los artistas, y ahora no es así.

agoney-fans

¿Te agobió una agenda tan apretada al salir?
Lo más duro será la gira, porque casi haremos un viaje por día durante varios meses. Habrá que cuidar la voz, comer bien y guardar energías. Y seguimos sumando fechas de conciertos.

¿Qué tal los primeros conciertos?
Es muy bonito, porque nunca había cantado en un estadio o pabellón, todo es diferente. Me quito los auriculares y flipo, y encima vivirlo con mis compañeros. Desde el escenario me da hasta tiempo de fijarme en la gente. Para mí es una maravilla, por la energía, yo que estoy acostumbrado a la tranquilidad de mi isla. Desde arriba me fijo en todos los detalles del público.

¿Tu mayor decepción fue no ir a Eurovisión?
Todo pasa por algo y ahora hasta doy gracias por no haber ido. Con el drama familiar que he tenido, si hubiese sido elegido para el Festival, imagínate… Hubiera echo una cagada, la hubiese liado pardo o incluso igual no hubiera ido. Amaia y Alfred lo hicieron tan genial, que flipé con su actuación.

agoney-disco

¿Frustran tantas decepciones en este certamen?
Hay cosas que no dependen de nosotros, y la vida no siempre es justa. No siempre gana o queda mejor quien más se lo merece. Amaia y Alfred merecían un mejor puesto, pero los que quedaron arriba estaban entre mis favoritos. Incluso hice covers de sus canciones en mis redes sociales. No vi las semifinales, porque estaba en Canarias disfrutando de mis amigos, pero luego el sábado sí, ahí estuvimos a tope animando.

¿Eres eurofan?
Sí, siempre veía Eurovisión, porque además estoy muy enganchado a las pantallas. Ahora intento no ver nada, Netflix ni nada, y vi la final por ellos.

El futuro…
Al principio estuve algo desanimado, pero ahora estoy con muchas ganas de trabajar. He probado ya cositas y espero que salgan pronto. Compongo mucho y hay que ver, se lo enseño a Universal, ellos a mí, y compartimos idea. Prefiero algo lento y bien hecho, a algo rápido y que no me termine de convencer. En cuanto al estilo, dependerá, pues creo en las carreras de fondo y con el tiempo cambia tu estilo. En este momento, que tengo muchas energías, me apetece rock, música electrónica, de fusionar incluso, y hacer brillar mi voz. Y si se puede bailar, todavía mejor. Y en español, eso sí.

agoney-g

¿Qué mejoraste en la cadena?
Pues todo: el tema vocal, la expresión, el baile…, pero sobre todo tranquilizarme y equilibrar la cabeza. Antes de cantar, caliento mucho la voz y me tomo una infusión de tomillo. Me gusta también estar solo y tranquilo. De hecho, necesito la soledad pues mucha gente mucho tiempo me agobia un poco. En la academia me iba mucho tiempo al baño solo, hasta que venían a buscarme (risas). En esos momentos, escucho el silencio y tranquilo. Incluso cuando conduzco no pongo la radio. Esos momentos de paz los necesitamos todos. Música a todas horas también satura.

¿Qué significa Miriam para ti?
Ha sido un pilar brutal. Sin ella hubiese sido muy duro la estancia en la academia. Seguimos apoyándonos mucho, en Madrid me acoge en su casa. Es tan maravillosa, que poca gente como ella conoceré así. Es una gran cantante y, sobre todo, una gran compositora, que es la faceta más desconocida de ella. Me encanta oir sus composiciones, es muy sensible, se pone su sudadera, su guitarra, ahí despeinada, y crea.

agoney-miriam

¿Cómo llevas la exposición?
Al vivir en Canarias, cada vez que vengo aquí noto el lío, pero lo llevo bien. Me apetecía volver aquí e ir entrenando para la gira. Luego en la habitación, me ducho, a la cama y silencio, sé que la gente me quiere y yo a ellos. Mi casa de Tenerife seguirá allí, pero igual tengo que venirme a vivir aquí. Estoy descubriendo todo poco a poco y me dejaré aconsejar. Aquí en Madrid me escapo a El Retiro y en Barcelona a Montjuic, por ejemplo, o el puerto. Hay sitios para estar tranquilo en todos lados.

¿Qué profesor de la academia te ha marcado más?
Con todos, pero Mamen, Vicky, Laura, Capde… conecté mucho con los cuatro y me sentí más agusto conmigo mismo, y eso era fundamental ahí dentro. Con una mirada me tranquilizaban. En las galas me ponía supernervioso, en la academia, no sé cómo no se me cayó el pelo de los nervios. Con otras personas igual hubiese pedido abandonar, porque es muy duro.

agop

¿Otra edición de OT puede 'quemar' el formato?
Espero que no. Va a ser duro para mí ver a otras personas en mi 'casa' (risas), pero ojalá vivan lo que hemos vivido nosotros y les vaya igual de bien. Cuantos más cantantes haya mejor, y en mis listas de canciones cabe todo el mundo. Y los próximos concursantes saldrán aún más preparados que nosotros.

 
Etiquetas: Agoney, Concierto, disco y OT

Te puede interesar

Ver más articulos