Diezminutos.es
TV
Buscador
Buscador

Charlamos con la actriz de la telenovela de Antena 3

María Bouzas, de 'El secreto de Puente Viejo': "El medio más cruel con las mujeres maduras es la televisión"

Llegar a los 50 años es una etapa feliz, pero difícil para una mujer, máxime si es actriz. Con María Bouzas, Doña Francisca en 'El secreto de Puente Viejo', iniciamos una serie de entrevistas con mujeres con carisma, que no paran de trabajar aunque sean casi invisibles a ojos de guionistas y productores.

Maribel Escalona / Fotos: Ana Ruiz
Imprimir

María Bouzas

Mujer, actriz y mayor de 50 años

A los 56 años, ¿te sientes invisible?
Profesionalmente, en absoluto. Sé lo privilegiada que soy al llevar trabajando los últimos siete años de forma continuada con un personaje tan rico como es Doña Francisca en El Secreto de Puente Viejo. No es lo más habitual que a esta edad haya muchos personajes atractivos y, lo más importante, que te den una estabilidad en el tiempo.
Personalmente, es posible que algunos días, pero son los menos. ¿Quién no tiene días grises? Doy las gracias por sentirme querida por tanta gente, empezando por mi familia y amigos. También el hecho de que los seguidores de la serie me reconozcan y me comenten cosas cuando me ven, me hace sentir bien. Especialmente, cuando estoy en Italia, me resulta imposible sentirme invisible. Es tanto el cariño que recibo de todo el público italiano que me carga las pilas para mucho tiempo.

RP-Bouzas-2303179

¿Alguna vez has tenido que echar mano de la ironía gallega para reivindicarte?
(Risas) Alguna que otra vez sí he tenido que sacar mi retranca a pasear, aunque es una característica muy mía, soy muy irónica.

Cine, televisión o teatro. ¿Dónde está la mujer madura mejor y peor representada?
El medio más cruel con las mujeres maduras es la televisión. Hay muy pocos personajes de peso para mujeres mayores de cincuenta. Encontrar series donde una mujer madura ocupe un personaje protagonista, como por ejemplo Ana Belén en Traición o Blanca Portillo en Sé quién eres, es un milagro. El teatro, por el contrario, creo que mantiene la esencia de la importancia de la interpretación sin que la edad sea un componente transcendente. Es el único espacio donde lo realmente imprescindible es la energía vital al margen del envoltorio.

piano-bouzas

¿Dónde radica el problema del olvido: en los guionistas, en los directores, en los productores…?
¡Y en las cadenas!  Se mantiene la tendencia de que los personajes femeninos de peso, además de ser casi siempre menos, no llegan a los cuarenta. ¿Quién tiene más culpa? Me siento incapaz de señalar un único responsable. Es una tendencia, una forma de ver la vida muy extendida. Forma parte de nuestro acervo vital. España siempre ha sido una sociedad bastante machista, incluyendo a las propias mujeres. Que en un guión sobre policías haya un mayor número de personajes masculinos era lógico hasta hace unos años porque reflejaba la realidad, hace 20 años casi no había mujeres policías. Y en el mismo caso están lo médicos, abogados, etc. Ahora bien, eso ya no es así, pero nos cuesta ponernos al día en la ficción. ¿Será porque pensamos que al público le va a acostar aceptar esta realidad? Es muy posible que los propios directivos de las cadenas, los propios productores o incluso los propios guionistas, no se atrevan a romper definitivamente con esa mentalidad que reconocen como segura. ¡Si todavía no hemos conseguido tener una mujer como presidenta del gobierno!

Fuiste hija de emigrantes gallegos en un país multilingüe como Suiza. ¿Fuera de España la edad marca igual para hombres y mujeres o es una falacia?
Con lo mal que estamos en la producción española en este sentido, creo que es mucho peor en otros países. No hay más que ver producciones sudamericanas, asiáticas o incluso mucha producción norteamericana. El hombre maduro interesante, acompañado de mujeres jóvenes despampanantes es un hecho que nos va a costar muchísimo superar porque está en la calle. Será por cultura, educación, complejo o lo que sea, pero nos sorprendemos cuando vemos una relación entre una mujer madura y un joven, e incluso, en ocasiones la tendencia es a pensar mal. La industria deja de ver a las actrices dignas de levantar pasiones a partir de los cuarenta, mientras que a los hombres los seguimos considerando deseables hasta los sesenta.

Captura-de-pantalla-2018-10-17-a-las-10.40.30

¿A Francisca Montenegro le pesa la edad? Porque ella jamás habla de los años que tiene.
¿Cómo va a hablar de los años que tiene si cada día que pasa está mejor? Francisca es una mujer muy segura de sí misma y sin ningún complejo; los años no la van a condicionar.

Dime varias mujeres mayores de 50 años a las que admires.
La primera y fundamental, mi madre, Clara, una mujer valiente, fuerte y luchadora. Y admiro a cualquier mujer que no se amilana por el paso de los años y que pelea por sacar a su familia adelante. Si lo que me pides es que dé nombres de mujeres conocidas: Almudena Grandes,  Manuela Carmena, Blanca Portillo, Lola Herrera…

Te puede interesar

Ver más articulos