Diezminutos.es
TV
Buscador

‘Vino el amor’

“¡No me dejes!”

Erika fallece en brazos de un desconsolado Miguel tras intentar acabar con una plaga en los viñedos. Nova. Del 20 al 24 de marzo. 21.00h

Imprimir
Twitter
Facebook
GooglePlus

Vino el amor

Con la muerte de Evans, no hay manera de comprobar la culpabilidad de Juan por los daños causados al viñedo de David y Gutiérrez decide cerrar la investigación. Sin embargo, el empresario no está dispuesto a quedarse de brazos cruzados. “Fuiste muy astuto al culpar a Mark, pero no voy descansar hasta verte en la cárcel”, advierte a su exempleado, que se niega a acabar con su venganza pese a las súplicas de Perla. Miguel, por su parte, piensa que el pérfido Téllez está también involucrado en el tráfico de inmigrantes y se dispone a buscar las pruebas.

El esfuerzo de Luciana da sus frutos y consigue que el vino El Romance se sirva en unos de los restaurantes más importantes de  San Francisco. Robles, que no acudió a la reunión para pasar más tiempo con sus hijos, abraza emocionado a la enóloga y Graciela no puede disimular sus celos al verlos. “Te agradezco que te encargues del viñedo porque así David tiene más tiempo para estar con sus hijos y conmigo”, asegura Palacios burlándose de su rival.  

Preocupada por ganar el concurso de vino antes de irse con Miguel a España, Erika descuida su salud. “Tu amor es todo lo que necesito para estar bien”, dice ella cuando su novio la regaña.

Fernanda por fin consigue aprobar el examen para entrar a la universidad y, feliz, reúne a su familia para agradecerles el apoyo. David le organiza una cena a la que asisten sus amigas y Tano. A su vez, Bobby reprocha a Luciana que ya no tenga tiempo para estar con él y ella le promete que va a bajar el ritmo de trabajo para que puedan jugar juntos.

Dolida al sentir que Graciela le está robando el amor de los niños y que no ha sabido dar a Robles la paz que tanto necesitaba, la joven se desahoga con Susan. “Sigue a tu corazón y no te rindas”, recomienda la enóloga a su amiga.

Fernanda y Bobby tienen cada día un comportamiento más positivo y David reconoce el mérito de Graciela. Esta se lanza a sus labios y tras robarle un apasionado beso, le pide que le deje estar a su lado. “Dame tiempo. No quiero confundir agradecimiento con amor”, argumenta él.

Justo cuando Erika está empezando a dudar de sus sentimientos, Miguel la sorprende con un anillo de compromiso: “Quiero dedicar cada día de mi vida a amarte y cuidarte”. Sin dudar, ella acepta y León y Tano los felicitan por su futuro enlace. Lo mismo hace Luciana, a pesar de saber que ya nada volverá a ser igual con su amigo.

Mientras que Susan sigue evadiendo su relación con César, Marta busca a Gutiérrez para rogarle que se olvide de ella y no se vuelva a meter con Ramón pues él sí es un buen hombre y ahora están saliendo juntos.

Llega el día del concurso internacional de vino y Miguel y Erika se alzan con la victoria. Luciana siente que ha fallado a David y Marta trata de animarla.  Robles, por su parte, se hace a la idea de que ya no pasará más tiempo junto a su amada y desoye los consejos de César. “Si tengo que estar con Graciela por el bien de sus hijos lo haré y dejaré libre a Luciana de una vez por todas”, asevera rotundo.  

Para colmo de males, a su regreso a los viñedos descubre que hay una plaga de filoxera y pese a la rápida actuación de sus empleados, la cosecha de Santa Bárbara también está afectada. Susan y Luciana comunican la noticia a Erika, que no duda en participar en la fumigación. Horas después, Miguel regresa de Los Ángeles de recoger el premio del concurso y encuentra a su prometida muy debilitada. “Gracias por tu amor”, susurra antes de morir en sus brazos.

Comentarios

Condiciones de uso de este plug-in de Facebook

Publicidad

Te puede interesar

Y además...